Resort The Caves en Negril, Jamaica

El Resort "The Caves" se encuentra asentado en los acantilados de piedra caliza en la pintoresca ciudad de West End (Negril) en Jamaica, a 15 minutos del aeródromo local y a una hora del aeropuerto de Bahía Montego. "The Caves" es todo un santuario frente al mar.

0 comentarios
sábado, 26 febrero, 2011
negril_caves_by_abeeeer

En el hotel no se permite el alojamiento a niños menores de 14 años. Cuenta con conexión WiFi en todo el complejo y una sala con ordenadores. En "The Caves" podremos adentrarnos en una verdadera cueva subterránea que se abre al mar, y que puede ser acondicionada como restaurante para cenar. También es posible explorar las grutas, adornadas con viejos fósiles marinos. Asimismo, si eres aficionado al submarinismo, podrás disfrutar de unos magníficos fondos marinos dónde practicar el snorkel.

negril_ship_by_abeeeer

"The Caves" Resort, encaramado sobre unas rocas de composición volcánica con vistas al faro, ofrece 10 chalés con vistas al océano, que en realidad son casas de piedra tallada cubiertas con techos de paja, cuyas contraventanas y colgadizos están decoradas en tonos pastel. El hotel cuenta con una piscina de agua salada, y varias escaleras y escalas para acceder a las grutas y al mar.

negril_by_abeeeer

En este resort puedes practicar un gran número de deportes en su inmensa mayoría relacionados con el agua como, paseos en motos de agua, jet-ski, esquí acuático, submarinismo, buceo con delfines, cruceros de un día en catamarán o incluso puedes disfrutar de una jornada de pesca de altura y paseos en catamarán.

https://www.youtube.com/watch?v=_nS1ixSPdx4

De los 10 chalés con los que cuenta "The Caves" hay dos de una habitación, seis suites de una habitación y dos suites de dos habitaciones. La decoración de los mismos es de inspiración étnica y todas las habitaciones tienen terraza o balcón, ventilador (algunas tienen aire acondicionado individual), salón abierto y comedor con cocina y minibar. En el baño encontraremos bien una bonita bañera o una ducha en el jardín. Las camas son grandes y están cubiertas por mosquiteras.

El hotel tiene un restaurante abierto al exterior junto a la piscina. La comida es muy sabrosa y su decoración y ambiente son muy agradables. Tomando una escalera se llega a una cueva en la que puedes cenar frente al mar a la luz de las velas. También dispone de dos bares y un spa dónde relajarte y recibir algún que otro tratamiento corporal.

Imágenes sujetas a licencia CC de Abeeeer

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *